Para poder visualizar todos los contenidos debes tener instalada la versiĆ³n actual de Adobe Flash Player.

GRUPO UFO  ARCHIVO NUEVO VIDEOS RADIO DOCUMENTOS SANATORIO DE AGRAMONTE (MONVAYO) BELCHITE PARANORMAL POLTERGEIST, LA AMENAZA INVISIBLE FANTASMA FRESNEDA CALAHORRA MISTERIOSA SERES ENCAPUCHADOS TRINCHERAS DE ALCUBIERRE MONASTERIO DE CALANDA SANCAPRASIO ALCUBIERRE MALLEN TURRUNCUN CONGRESOS VENUSELDANZARIN VIDEO OVNIS EN LA RIOJA (CUZCURRITA) CAMIONES PERDIDOS EN EZCARAY RESPUESTAS CONEXIONOVNI CALAVERA EXTRATERRESTRE CALAVERA2 

MALLEN

LAS PUERTAS DE LA DISCORDIA

El mero hecho de escribir esto y de que vosotros lo leáis, me expone a varias cosas.Quizás no os guste y os aburra, quizás todo lo contrario y quizás con toda seguridad hagáis una critica de ello, ya sea buena o mala.Es algo que alguien que publica tiene que tener presente. Pero esto es algo que muchos que deciden publicar no lo tienen.Y luego pasa lo que pasa …En el segundo programa de LA BALLENA ALEGRE RADIO, tratamos una leyenda. Nos decidimos ha hacerlo, debido a una serie de artículos escritos en revistas y en prensa, que hacia mención de ella.Estos artículos, estaban plagados de errores y por ello, desde el programa, hicimos mención de estos.Teníamos la base y la documentación suficiente, para saber de lo que estábamos hablando. Algo que al parecer los “publicadores” que no investigadores, no tenían.

Carlos Gutiérrez Tutor, envió a la revista Mas Allá, un articulo, que rezaba lo siguiente “Las de Belmez no son las únicas teleplastias de nuestro país. Desde hace al menos dos siglos, existen en una casa en la localidad de Mallen … otras teleplastias aparecidas milagrosamente …Mas tarde y resumiendo lo escrito dice “encontraron restos de pintura … que en realidad las teleplastias, no son si no los restos de una vieja imagen pintada …”Presentar una vieja pintura, como una teleplastia, aunque mas adelante en el mismo articulo, desmienta esto, solo tiene una explicación VENDER. Hay que publicar, aunque aquello que escribas sea un absurdo.Personalmente, he visto varias paredes con viejas pinturas y nunca se me ha ocurrido presentarlas como posibles teleplastias, para mas tarde, decir, que solo son restos de pintura. ¿Y por que?Porque, este servidor, tiene ética, una ética que le obliga a tratar los fenómenos paranormales con respeto, una ética que me obliga a presentar “solo” aquellos hechos que aun realizando las pruebas y estudios pertinentes, escapen a la explicación lógica.El siguiente articulo que presento, esta escrito por Ángel Briongos. Ya solo el titular resulta llamativo.“LAS CARAS DE MALLEN QUE NO ESTAN EN BELMEZ”Ángel Briongos, presenta en este artículo, la leyenda de la imagen del Santo Cristo de la Columna. Una leyenda similar, por no decir igual, a las que en otras poblaciones aparecen.Pero algo, las diferencia, como dice Ángel Briongos “ … aquella misteriosa teleplastia del mendigo …”Este, es uno de los errores que Ángel Briongos, publica en este artículo. Algo que recriminamos y por lo que este que escribe y Charo Lozano fuimos insultados.

A ambos se les ha brindado la oportunidad de explicar y defender mediante un ARCHIVO DE AUDIO, todo aquello que presento y con lo que estoy en desacuerdo. Se les envió esta invitación por Sms y por E-Mail, tras esperar un tiempo prudencial, no he recibido respuesta, por lo que asumo que Carlos Gutiérrez y Ángel Briongos, no quieren hacer comentarios. Pero respetando el ofrecimiento que se les ha hecho, y ante la duda, de que no se encontraran en el País, hubieran cambiado a la vez de dirección de correo electrónico o que sus teléfonos móviles estén estropeados o fuera de cobertura, entre otras posibles causas. Dejo la puerta abierta y en el caso de que, quieran hacer uso de lo ofrecido en esta WEB, se revisara y cabe la posibilidad que se publique mas tarde.

La foto de la izquierda, muestra la pared con la pintura ennegrecida, una pintura que NO una teleplastia.Una imagen que forma parte de una leyenda, supuestamente seria la imagen del Santo Cristo de la Columna. Una talla exuberante, de un realismo increíble y que se venera en Mallen.Aclarar los errores, basándonos en el testimonio de las partes en conflicto, es lo que intentaremos a continuación.Polemizar sobre la autenticidad de algo, siempre es difícil y genera muchos problemas. Si encima lo haces sobre un aspecto religioso de un pueblo aun mas.Por ello, lo que a continuación leáis, esta escrito desde el mayor de los respetos, un respeto por unas personas, por un sentimiento de un pueblo, por una religión que no comparto, pero que entiendo.

LA LEYENDASi habéis escuchado el programa, en la recreación exponemos la leyenda del Santo Cristo de la Columna.Esta dice y a modo de resumen que “ … llegado al pueblo un mendigo, pidió cobijo y alimento. El a cambio realizaría una talla para el pueblo, con la condición de que en los tres días que durase esta, permanecería encerrado en una habitación sin ser molestado… a los tres días el pueblo, preocupado por que el mendigo no salía, abrió la puerta y en el interior de la habitación, en contraron una talla increíble, envuelta en luminosidad, pero ni rastro del mendigo”Es una leyenda bastante común en varias poblaciones Españolas e incluso fuera de nuestras fronteras. La diferencia con las otras leyendas puede estar en que además de venerar a la imagen del Santo Cristo de la Columna, se tiene una gran devoción a la antiquísima pintura conservada en una de las paredes de la casa donde se alojo el mendigo. Esta pintura representa la imagen que se encuentra en la iglesia parroquial.La casa donde se encuentra esta pintura y donde se dice que se alojo el mendigo, se encuentra en la Calle del Cristo y era propiedad de Ángel Ramón.Según el articulo de Ángel Briongos, basado en el articulo aparecido en “Cuadernos de Belsinon N2” y firmado por Gregorio Ibáñez, Ángel Ramón, mandó picar la pared y lucirla de nuevo para hacer desaparecer la imagen. Esta resurgiría de nuevo en la misma y es la que hoy, se podría ver en el interior.Además, Ángel, mandó colocar unas puertas para su protección.Llegados a este punto, es donde la lógica y la fe, chocan.

La familia de Ángel, discrepa de esto. Luisa y Carmen, hermanas de Ángel, aseguran que desde que ellas tienen uso de razón han visto así la pared. Y siempre se ha encontrado cerrada por esas puertas. Aseguran que en sus 89 años nunca han visto picar esa pared.Así, si la pared nunca fue picada ni la imagen destruida, su milagrosa reaparición, nunca habría ocurrido.Algo perfectamente lógico, dado que como ya he explicado anteriormente, solo se trataría de una vieja pintura.Una pintura de la que aun se pueden apreciar trazos.Pero esto, es contrario a la leyenda popular, así que iremos paso a paso, para que no se nos quede nada en el tintero.LA FAMILIA PROPIETARIA DE LA CASALuisa, es hermana de Ángel y cuenta en la actualidad con 86 años. Es una de las propietarias de la vivienda y como tal, ha visto durante toda su vida esta pared, imagen incluida.Es una persona, respetuosa y amable, y sufre cada vez que imagina que la casa, se pierda para siempre y la pared desaparezca.Carmen, también es hermana de Ángel, por consiguiente, propietaria de la vivienda y al igual que su hermana, contemplo esta imagen durantes sus avanzados 89 años.Mas de una vez, le hemos pedido permiso para estudiar la pared y siempre con una sonrisa nos lo dio, pero, nunca conseguimos, que nos dejara picarla. ¿Por qué? Porque tanto Ángel cuando vivía como en estos momentos a sus hermanas, les parece un acto irrespetuoso hacia la imagen del Santo Cristo de la Columna.Fuimos recibidos cordialmente por Carmen, Luisa y su hija Carmen.Nos esperaban, como parte afectada por esta leyenda.Ellas, aseguran una y mil veces, que en sus 89 años de existencia, nunca han visto picar esa pared y siempre han visto esas puertas que cierran el cuadro.Nos decían que durante la guerra civil la gente se acercaba hasta su casa a rezar el rosario, colocaban velas bajo el cuadro y le daban a este, aceite para que brillara.Pero después de que uno de sus hermanos muriese en la batalla de Belchite, su padre decidió cerrar esas puertas y colocar una gran cuba de vino delante de ellas para que nadie volviera a abrirlas.Sus sonrisas, pasaron a ser gestos de preocupación y enfado al preguntarles, por lo que se decía, por lo que se había publicado en un escrito de la Asociación Cultural Belsinon.En este escrito, se relataba la leyenda tal y como se conoce en el pueblo.El autor del escrito, del que hablaremos mas tarde, relataba que su suegro, albañil, a petición de Ángel, había picado, lucido y colocado unas puertas en la pared que se encuentra la imagen.Un hecho, negado por la familia. Ya que esta, asegura, que las obras que realizó este señor en la vivienda, son muy diferentes a las que se narran.Habíamos recogido el testimonio de esta dolida familia y si trabajaríamos como lo han hecho otros, con esto, nos habría servido para desmentir el milagro o el fenómeno paranormal de la pared.Por desgracia para unos y suerte para otros, nosotros no hacemos las cosas a medias, así que aun faltaba escuchar la versión de la otra parte en conflicto.Y en busca de ese testimonio, recorrimos la escasa distancia que nos separaba.

Gregorio Ibáñez “Goyo”,nos recibió en la puerta de su casa. Amablemente nos invitó a pasar y acomodarnos en el salón de la vivienda.Goyo, actualmente es el presidente de la Cofradía del Santo Cristo y es el responsable del escrito, del que tantos se han servido para copiar y pegar y del desasosiego de esta familia.Habíamos ido a escuchar, y la pregunta era sencilla ¿Goyo, en qué te basas para escribir lo que has dicho?Su respuesta fue clara, me baso en el testimonio de mi suegro José Argoiz y en el de Ángel Ramón.Fueron ellos, los que me dijeron cuando fui por primera vez a ver la pared, que esta se había picado, lucido y colocado unas puertas. Incluso que fue pintada.Este hecho es compartido también por varios vecinos del pueblo, que aseguran que la pared fue picada, como expone el archivo de audio que nos han facilitado.En este punto, comenzó el debate entre Charo Lozano como familiar de Ángel y Goyo.Lo que Goyo nos decía, no coincidía con los datos que teníamos, Charo, aseguraba que su tío Ángel, jamás había picado la pared, algo que Goyo seguía asegurando.Charo, añadía, que sí, se intentó pintar la pared con cal blanca, pero debido al aceite que durante años se fue dando, esta no cogía en la pared y se caía.Llegados a este punto, la conversación se cerro en un círculo vicioso. Preguntamos a Goyo por alguna prueba de esta obra en la pared, algún recibo, nos dijo con total sinceridad, que no tenía ninguna prueba de que su suegro hubiera realizado esta obra en casa de Ángel. Que él solo tenia, el testimonio de su suegro, un hombre honrado y trabajador. Y de Ángel.Goyo, añadió, que no ganaba nada diciendo esto, que si lo escribía, era porque creía en la honradez de las personas que se lo contaron y con eso era suficiente. No mentía y no se sentía engañado.Nosotros, no éramos quien para desmentir su verdad. No podemos poner en duda la honradez de nadie, pero en nuestra cabeza, pesaba mas la conversación con las hermanas de Ángel y por desgracia, este y José ya habían fallecido y no les podríamos preguntar sobre el hecho.Llegó Tomás Espeleta que es miembro de la Asociación Cultural Belsinon, ( www.belsinon.com ) y en su publicación era donde podíamos encontrar el escrito de Goyo, además de otro escrito donde mostraba, su descontento por el trato paranormal, las barbaridades vertidas sobre la imagen, al compararla con Bafomet (representación diabólica de hombre barbudo con cuernos caprinos) y el intento de compararlas con las caras de Belmez.De nuevo nuestra conversación se centro en la leyenda, y ya que estábamos todos los interesados allí, Charo como parte afectada, Goyo Y Tomas como defensores de su leyenda y servidor, interesado en dejar las cosas claras, comenzamos una animada y educada discusión sobre el tema.Por experiencia se que las palabras se pierden en el tiempo, así que les pedimos que nos permitiesen grabar la conversación, algo que hasta entonces no habíamos hecho, ya que nos pareció desconsiderado interrumpir a Goyo y a Tomás.Estos, se mostraron de acuerdo con la grabación, y retomamos la cuestión.Una cuestión, que siempre nos llevaba al mismo punto, la familia aseguraba que la pared jamás fue picada durante el siglo XX. Mientras Goyo y Tomás defendían su postura en la leyenda.En este punto muerto, de yo digo tu dices y con los únicos que podían poner con toda seguridad luz al conflicto fallecidos, abandonamos la casa, entre estrechones de manos y un sentimiento de estar en el mismo punto que hacía tres horas.

Con toda la información en la carpeta, es el momento de valorar la misma.Por un lado tenemos a una familia, que se siente dolida por una leyenda, en la que un hermano “destruye” lo que para muchos seria un milagro.Algo, y siempre desde mi punto de vista personal, ilógico, dado las consecuencias que eso habría tenido.Si este hombre destruye algo que un pueblo venera “un milagro”, pienso que su vida habría sido bastante difícil en el pueblo. Por otro lado, si este hombre destruyo la pared y la figura volvió a surgir (recordemos que se han encontrado muestras de pintura), seguramente, esta vivienda no se encontraría en el estado de ruina que se encuentra y quizás aventurando una hipótesis que nunca se podrá comprobar, esa casa seria hoy un santuario, donde la imagen de la pared, estaría acompañada por la talla de la iglesia.En el lado opuesto nos encontramos a un pueblo, a dos Malleneros de bien, que aseguran que la leyenda es cierta pese a la debilidad de las pruebas que lo sostienen.Dos personas que no ganan nada, relatando esta leyenda, personas que han mostrado su interés, en que la Cofradía o el Ayuntamiento de Mallen compraran la casa, para hacer un pequeño museo o centro de interpretación sobre el Santo Cristo.Dos hombres que representan el sentimiento que vive un pueblo. Un sentimiento que si no eres de Mallen, es muy difícil de entender.Para terminar, de algo que estoy completamente seguro es que en esa pared, no hay ningún hecho paranormal, no existe teleplastia ni milagro alguno, tan solo las oscurecidas y viejas muestras de una pintura.Una pintura en las que unos reflejan su fe, otros vemos tan solo hollín y algunos, solo ven la posibilidad de publicar un texto, aunque este, solo recoja la verdad a medias, aunque este, exagere los hechos y genere un sensacionalismo rosa y patético.Pero, con tanta palabrería, dimes y diretes, nos hemos olvidado del verdadero protagonista de este articulo. La talla del Cristo de la Columna, una talla de una belleza y realismo increíble, una talla que oculta un misterio, ya sea religioso o artístico, y que desde estas líneas os invito a que la visitéis y la estudiéis.

Me gustaría dejar clara la postura de la familia Ramón. Nadie dice que la leyenda sea mentira. Con lo que están en desacuerdo es con la afirmación de que en los años 60 se picó la pared y volvió a salir la imagen y se decidió colocar las puertas para tapar la imagen.Si somos un poco objetivos y racionales, y analizamos las declaraciones de la familia podemos observar que esa afirmación se cae por su peso.Si durante la guerra civil se cerraron las puertas y se colocó una cuba delante, ¿Cómo es posible que se colocaran en los años 60? Esto si que es un fenómeno paranormal.Solo hay que escuchar a Carmen de 89 años o a Luisa de 86, que afirman una y otra vez que siempre han estado las puertas y que ellas nunca han visto picar la pared.Pero si no sirve el testimonio de las personas que vivían en esa casa, ¿Por qué no preguntar a nuestros mayores? Posiblemente en su juventud alguno estuvo rezando allí.Mi padre tiene 80 años, ha sido amigo de Ángel Ramón desde muy jóvenes y el me asegura que esas puertas estaban allí desde la primera vez que entró en la casa.Pero dejando a un lado el tema de las puertas, si pensamos un poquito, sin utilizar el corazón o la fe ciega. Si en los años 60 se llega a picar la pared y vuelve a salir la imagen, eso hubiera sido un bombazo.Pensemos en la España de los 60, cuando la iglesia tenía un poder superior al que hoy tiene. Un acontecimiento de esta índole hubiera sido una gran noticia como fueron las caras de Bélmez.Me imagino que si esto fuera cierto, podría haber sido tan famoso y visitado como Umbe, Garabandal o El Escorial por nombrar algunos de los sitios donde se han producido fenómenos paranormales relacionados con la religión.